HISTORIAS DE ROCK
Biografias Y Discografias De Musica Rock

Curtis Mayfield

Ir a Discografia

La carrera de Curtis Mayfield atraviesa más de un cuarto de siglo, sea como miembro de The lmpressions o bien como artista en solitario. Durante este período ha dado pruebas de ser un personaje extremadamente influyente, poco prolífico pero íntegro en su personal búsqueda dentro de la música soul. Nacido en Chicago el 3 de junio de 1942 Mayfield ya era un reconocido guitarrista cuando fue invitado, en 1958, a unirse al grupo Roosters (núcleo principal de los futuros Impressions). Con ellos experimentó nuevos sonidos y desarrolló un personal modo de cantar, de componer y de producir. Mayfield firmó los mejores éxitos de The lmpressions: 'It's all right' (1963), 'Woman's got soul' (1965) y 'You've been cheating' (1965), temas a caballo entre el soul y el rhythm and blues, de gran carácter e indudable eficacia. Además, el sabor gospel de temas como 'I'm so proud' (1964) y 'Amen' prueban la versatilidad del estilo compositivo de Mayfield. 'Amen' llegó a la cima de las listas de éxitos americanas en 1965 y representó un cambio en la manera de escribir canciones de Mayfield: a través del gospel llegó la denuncia social. El single que siguió a 'Amen' fue 'We're a winner', el primero de sus discos que tuvo relación con la realidad afroamericana. Aunque ese primer comentario social no era nada agresivo (sobre todo comparado con los futuros trabajos de los años setenta) muchas emisoras americanas lo censuraron.

Mayfield declaró al respecto, algunos años más tarde, en la revista inglesa Melody Maker: "Cuando haces este tipo de declaraciones a la fuerza chocas con programadores radiofónicos que te explican que lo que estás diciendo no es lo que el público quiere oír. iA pesar de que tus declaraciones sean verdaderas!. Creo que 'We're a winner' es una canción en la que cada uno puede reconocerse, quienquiera que tenga un mínimo de orgullo humano al menos, y sobre todo las minorías que viven ese género de problemas". 'We're a winner' fue el último single grabado por The Impressions para ABC. Mayfield quería ser "independiente" y, tras dos tentativas (en 1966 con Windy C Records y en 1967 con Mayfield Records), encontró el camino adecuado fundando la compañía Curtom. Con Curtom, The Impressions alcanzaron un nuevo éxito en 1968, 'Fool for you'. Posteriormente grabaron otra canción política, 'This is my country', y otros singles de soul extremadamente innovadores: 'Seven years', 'Choice of colours' y el magnífico 'Mighty mighty Spade and Whitey'. Mezclando el comentario social, con una potencia musical pocas veces igualdad, The Impressions abrieron nuevos caminos a otros muchos cantantes soul de la época post-Motown. La doctrina era: mantener la integridad tradicional de la música renovando los textos con una postura más radical. Pero también las bellas historias tienen un final: en 1970 Curtis Mayfield abandonó The Impressions, que querían emprender una carrera musicalmente menos agresiva, y, tras haber contribuido al éxito de álbumes como 'Check out your mind' y 'Young Mod's forgotten story', inició su carrera en solitario.

Era el momento adecuado para hacerlo: los temas radicales y la militancia en el "Black Power" ya eran populares en el soul americano. Sly and the Family Stone, siguiendo el ejemplo de Curtis Mayfield, habían grabado 'There's a riot goin' on' y Marvin Gaye estaba a punto de componer su 'What's going on'. En esta atmósfera turbulenta Curtis Mayfield publicó su primer single en solitario para Buddah Records. 'Dont' worry (if there's a helI below, we're alI going to go') (No te preocupes: si hay un infierno ahí abajo, todos estamos aquí para ir) es una canción que sorprende al público: un texto de ataque frontal, impensable para The Impresions, y una música igualmente agresiva con un bajo potente, una guitarra eléctrica "chillona" y el manto hipnótico de las congas de Henry Gibson. No fue un éxito, pero el siguiente single ('Move on up') se convirtió en un best-seller casi en todo el mundo por su ritmo "dance" y sus exhortaciones dirigidas a los afroamericanos para "moverse, liberarse hacia un tiempo mejor". El ritmo excitante y el optimismo del texto prometían canciones aún más significativas. El primer álbum en solitario, 'Curtis', contenía dos largas versiones de 'Don't worry' y 'Move on up', y estimables novedades, como la feliz y relajada 'Wild and free' y la compleja estructura armónica de 'Miss Black America'. Los arreglos de Mayfield son potentes y su forma de afrontar la melodía cantada con ese particular falsete es una verdadera revelación. El éxito ya era un hecho, pero Mayfield quería evolucionar. Disminuyó las actuaciones en directo y se concentró en la búsqueda musical.

A finales de 1971 se publicó un álbum grabado en directo en el Bitter de Nueva York: 'Curtis live'. En el disco están presentes viejos éxitos con The Impressions y temas nuevos. Precisamente con uno de estos, 'Stone junkie', Mayfield chocó de nuevo con la censura radiofónica. Pero el camino a emprender ya estaba decidido: Curtis Mayfield abandó los arreglos demasiado enfáticos y sinuosos, en favor de la pura agresividad. De vuelta en América tras una gira europea, Mayfield grabó su segundo álbum en solitario utilizando casi todos los músicos que le habían acompañado en la primera aventura. El nuevo álbum, 'Roots', es un paso adelante con respecto al soul hacia un extravagante híbrido de rock y funk. Sólo una de las canciones que forman el álbum dura menos de cuatro minutos, todo el resto refleja la tendencia del rock a las improvisaciones largas y libres. La guitarra distorsionada vuelve a ponerse en evidencia en temas como 'Underground', donde además sustituye a las frases musicales del saxo, instrumento fundamental del soul. Para 'Roots' Mayfield llama al arreglista de The lnnpressions, Johnny Pate, y, para los coros, a Leroy Houston, el cantante que lo había sustituido en el viejo grupo. A pesar de la espléndida música, el single extraído ('We got to have peace') fue casi un fracaso. Cuando todo parecía complicarse, Curtis Mayfield se encontró con un comodín en las manos: en 1971 le encargaron la banda sonora 'Superfly'. La película y, sobre todo, la música, fueron un éxito: el justo equilibrio entre canciones y temas instrumentales, la introducción de elementos funk y los textos de Mayfield eran un acertado contrapunto a las violentas escenas de la película. Curtis también aparecía en la película, cantando 'I'm your pusherman' en un night-club, y el single extraído ('Freddie's dead') obtuvo una nominación para el Oscar.

Sin embargo aunque el éxito estaba garantizado y la dirección parecía adecuada, en su nuevo álbum ('Back to the world', de 1973) Mayfield parecía abandonar definitivamente los acentos rock en favor de melodías enriquecidas por secciones de viento y de arco. El funk era más dulce y la melodía más atrayente, aunque los textos seguían teniendo un gran interés: 'Back to the world' narra el problemático regreso a casa de un veterano del Vietnam, y 'Future shock' desarrolla el tema preferido de Mayfield, el futuro de la población negra en América. Al año siguiente publicó 'Sweet exorcist', que incluye el inmejorable funky de 'Kung Fu'. Los siguientes álbumes, muy apreciados por la crítica, fueron 'Got to find the way', de 1975, y 'There is no place like America today', de 1976. Paralelamente, Mayfield siguió trabajando en el cine, escribiendo canciones para varias bandas sonoras: 'Claudine', cantada en 1974 por Gladys Knight & The Pips, 'Let's do it again', cantada en 1975 por Staple Singers, 'Sparkle' de 1976, cantada por Aretha Franklin, 'A piece of the action', de 1977, por Mavis Staple. Ese mismo año Mayfield volvió a componer una banda sonora completa, 'Short eyes', para la película homónima, en la que el cantante y guitarrista también interpretaba un pequeño papel. En 1978 Mayfield publicó el álbum 'Do it all night' y, al año siguiente, 'Heartbeat'. Ambos constituyeron un fracaso y Mayfield entró en crisis. Se lanzó a esporádicos flirteos con la música disco y después intentó un dúo con la cantante Linda Clifford en 'The right combination'.

Esta vez también le abandonó la crítica, Mayfield permaneció durante un cierto tiempo en silencio pero después regresó a lo grande con el rico álbum de 1982 'Honesty', grabado para la compañía Boardwalk. Curtis parecía recuperar la brillantez de sus inicios: un intenso y sofisticado cantante soul con una visión particular de los temas sociales. Los años ochenta registran patinazos en la música disco más comercial, suavizados por el éxito que alcanzaron Jeff Beck y Rod Stewart con su inmortal 'People Get Ready', y de brillantes actuaciones por todo el mundo. A pesar de todo, los discos grabados por Mayfield en la primera mitad de los años setenta le garantizan un lugar muy respetable en la historia de la música soul. Mayfield murio el 26 de diciembre de 1999 en Roswell.

 


DISCOGRAFIA


1970- Curtis 
1971- Curtis/Live!  
1971- Roots  

  1972- Super Fly 

1973- Curtis in Chicago  
1973- Back to the World 
1974- Got to Find a Way  
1974- Sweet Exorcist 
1975- Let's Do It Again
1975- There's No Place Like America Today
1976- Give, Get, Take and Have
1977- Never Say You Can't Survive
1977- Short Eyes
1978- Do It All Night 
1979- Heartbeat  
1980- The Right Combination  
1980- Something to Believe In  
1983- Honesty 
1985- We Come in Peace with a Message of Love
1987- Live in Europe
1990- Take It to the Streets 
1994- BBC Radio 1 in Concert
1994- Live in New York City
1994- Live 
1995- Live at the Bitter End 
1996- New World Order 
2001- Live at Ronnie Scott's
2005- Mayfield: Remixed 


 


 

1972- Super Fly


Puntuacion: 10
Estilos: Blaxploitation, Chicago Soul, Funk, Soul, Soundtracks, Smooth Soul, Psychedelic Soul, Uptown Soul

La elección de Curtis Mayfield de componer la musica para la película blaxploitation 'Super Fly' fue una inspiración. Ningún otro artista en la música popular conocía tan bien y se expresa a través de la música tan bien los tonos grises inherentes a la vida del centro de la ciudad contemporánea. Su álbum debut como solista, 'Curtis', había mostrado en colores vivos el optimismo de los años 60. Para 'Super Fly', Mayfield sabiamente evita la celebración y trata temas presentes en la película. También se aleja de la moralina explícita. A través de sus canciones, Mayfield simplemente dice las cosas como son, con la experiencia adquirida. "Freddie Dead", una de las piezas del disco, cuenta la historia de una de las víctimas de la película, un hombre de buen corazón, pero de carácter débil. "Pusherman" magistralmente utiliza la metáfora del camello como hombre de negocios, con el juego de las drogas, por extensión, como sólo otra forma de ganarse la vida en una situación difícil, mientras que la canción que titula el album, es el equivalente pero con el juego como telon de fondo. Irónicamente, el sonido de 'Super Fly' abruma su delicada lírica. Una mezcla de surcos profundos, oscuros, guitarras wah-wah, vientos...'Super Fly' encendió todo un género musical, el de las bandas sonoras 'blaxploitation', es decir con tematica negra y con practicamente todos los actores negros.

1.- Little Child Runnin' Wild 5:26
2.- Pusherman 5:05
3.- Freddie's Dead 5:29
4.- Junkie Chase 1:40
5.- Give Me Your Love (Love Song) 4:20
6.- Eddie You Should Know Better 2:20
7.- No Thing on Me (Cocaine Song) 4:58
8.- Think 3:48
9.- Superfly 4:00
10.- Freddie's Dead 3:20
11.- Superfly 3:08